Víctimes del genocidi franquista. Ni oblit ni perdó: justícia

Universidad Nacional del Sur, Bahía Blanca.

"El genocidio franquista y la memoria como lucha"

En Bahía Blanca se concentró la represión de toda la zona, en la que los militares ubicaron un centro clandestino de detención llamado "La Escuelita" En ella, aplicaron todos los medios de tortura conocidos. Muchos detenidos fueron ejecutados extrajudicialmente, presentando el ejército las muertes como enfrentamientos con "terroristas" que después resultaron tener todos las manos atadas a la espalda.

diumenge 11 d'octubre de 2009

Dia: miércoles 14 de octubre a las 19,30 hs.

Lugar: Universidad Nacional del Sur, Facultad de Humanidades, Doce de Octubre y San Juan, aula primer piso.

Intervendrá: Empar Salvador, del Fòrum per la Memòria del País Valencià

Se proyectará el documental "El genocidio franquista en Valencia", elegido para la Sección Oficial del Festival de Cine de Tolouse

Situada al sur de la provincia de Buenos Aires, Bahía Blanca fue blanco de la represión durante la dictadura argentina, contando con 120 desaparecidos de los pueblitos de la región. En la ciudad se concentró la represión de toda la zona, en la cual los militares ubicaron un centro clandestino de detención llamado "La Escuelita" En este centro, aplicaron todos los tipos de tortura conocidos. Muchos detenidos fueron ejecutados extrajudicialmente, presentando el ejército las muertes como enfrentamientos con "terroristas", que después resultaron tener todos las manos atadas a la espalda.

Dos de ellos, Heinrich y Loyola, eran trabajadores del periódico "La Nueva Provincia", considerado un pasquin de la derecha argentina. Los dos aparecieron muertos con golpes y balazos en un camino alejado de la ciudad. Eran sindicalistas procedentes del peronismo, impulsores junto con otros compañeros, de luchas de resistencia contra el proceso de despidos que el diario estaba llevando a cabo. La propietaria del diario, Diana Julio de Massot, muerta recientemente sin haber sido nunca juzgada, salió a festejar, y a recibir junto a su familia, la llegada de la dictadura militar con un cartel peculiar: “¿A que no se animan a hacer huelga ahora?”

La Universidad del Sur, de esta ciudad, tiene muchos desaparecidos dentro del alumnado y profesorado, a los que hay que añadir todos los cesados y las carreras cerradas por considerarlas subversivas del ambiente academico ideal. La mayoría de los docentes y alumnos expulsados no regresaron nunca a la universidad. Un año antes de la dictadura, fue asesinado, en el pasillo de una de las alas del cuerpo central de la universidad David Watu Cilleruelo, estudiante del PC, tras ser elegido el día anterior secretario de la Federación de Estudiantes (FUS). El asesino era miembro de la Triple A, organización paramilitar de la extrema derecha, orquestadora de la represion a militantes y luchadores y luchadoras.

La iglesia católica, al igual que en España, también en Bahía Blanca tuvo un papel protagonista en la dictadura. Participó activamente en la represión, dentro de su objetivo de barrer la resistencia del pueblo trabajador ante los abusos de los poderosos. Su complicidad fue absoluta, y no solo por su silencio: denunció, acusó, e incluso dió extremauciones a los presos asesinados y desaparecidos.

La Letra Indómita

Argentina Indimedia

SPIP | esquelet | | Mapa del lloc Web | Seguir la vida del lloc RSS 2.0